Cómo controlar la fiebre muscular РAnuntiomatic

El dolor muscular de aparición tardía, también llamado fiebre muscular, es un fenómeno en el que se produce dolor o rigidez muscular uno o dos días después del entrenamiento. Aunque ocurre con mayor frecuencia en personas que acaban de comenzar a hacer ejercicio, puede ocurrir incluso en los atletas más avanzados, cuando hay una pausa prolongada en la rutina de entrenamiento. También puede ocurrir cuando realizamos un nuevo ejercicio o cuando aumentamos drásticamente la intensidad o el volumen del entrenamiento.

Cada est√≠mulo “nuevo” que causa nuestro cuerpo es bienvenido, pero generalmente la nueva adaptaci√≥n viene con efectos secundarios. Todos hemos sentido fiebre muscular, pero ¬Ņqu√© la determina y qu√© podemos hacer para acelerar la recuperaci√≥n?

La fiebre muscular suele provocar rigidez, inflamaci√≥n, p√©rdida de fuerza y ‚Äč‚Äčdolor. Anteriormente, se aceptaba por unanimidad que es provocada por la acumulaci√≥n de √°cido l√°ctico, pero estudios m√°s recientes han demostrado que se trata de microfisuras en las fibras musculares, provocadas por contracciones exc√©ntricas o niveles de entrenamiento inusuales. La contracci√≥n exc√©ntrica (o lo negativo de un ejercicio) es el movimiento de elongaci√≥n del m√ļsculo y, a menudo, se asocia con un dolor muscular de aparici√≥n tard√≠a. Ejemplos de esto podr√≠an ser: bajar pesas (bajar la mancuerna despu√©s de una flexi√≥n del antebrazo sobre el brazo), bajar durante una flotaci√≥n o una flexi√≥n de rodilla, etc.

“Tratamiento” de la fiebre muscular despu√©s del entrenamiento

En resumen, no existe una forma √ļnica y eficaz de tratar el dolor muscular de aparici√≥n tard√≠a. Si bien se ha sugerido que el estiramiento, la terapia de vibraci√≥n e incluso la inmersi√≥n en agua helada son opciones razonables, la mayor√≠a de los estudios son contradictorios acerca de su efectividad. Seg√ļn un estudio publicado por la Escuela de Estudios de la Salud y el Deporte, la crioterapia (terapia con hielo), el estiramiento, la homeopat√≠a, la estimulaci√≥n el√©ctrica o por ultrasonido no han mostrado ning√ļn efecto sobre el alivio del dolor muscular u otros s√≠ntomas asociados con la fiebre muscular. El ejercicio es el medio m√°s eficaz para aliviar el dolor durante la fiebre muscular, pero el efecto analg√©sico es temporal. Tambi√©n se recomienda entrenar las partes del cuerpo menos afectadas por los efectos de la fiebre muscular, para permitir que el cuerpo se recupere.

Al final, la experiencia personal dictar√° el m√©todo que mejor funcione para cada individuo. Algunos de los m√©todos com√ļnmente utilizados por los atletas incluyen:

  • La recuperaci√≥n activa implica el uso de ejercicio aer√≥bico de bajo impacto inmediatamente despu√©s del entrenamiento para aumentar el flujo sangu√≠neo a los grupos musculares sobrecargados. Una mayor ingesta de sangre, rica en nutrientes y ox√≠geno, puede ayudar a aliviar la inflamaci√≥n.
  • El masaje deportivo tambi√©n puede aumentar el flujo sangu√≠neo a los m√ļsculos y reducir la severidad de la rigidez y la inflamaci√≥n.
  • Se recomienda una t√©cnica consistente en reposo, hielo, compresi√≥n y elevaci√≥n para el tratamiento de lesiones agudas, pero se puede ajustar si sientes que has exagerado.
  • Los medicamentos antiinflamatorios no esteroides, como la aspirina o el ibuprofeno, pueden mejorar significativamente la inflamaci√≥n y la velocidad de curaci√≥n, pero los cient√≠ficos se√Īalan que esta variante debe usarse cuando todos los dem√°s han fallado y los s√≠ntomas de la fiebre muscular se sienten con fuerza. Pueden ocurrir muchos problemas despu√©s de la administraci√≥n excesiva de estos medicamentos, problemas que a menudo superan con creces los beneficios (discutiremos los efectos de los medicamentos antiinflamatorios sin prisa en un art√≠culo futuro).

Por supuesto, si todas estas variantes no logran aliviar suficientemente los síntomas de una fiebre muscular fuerte, el simple descanso permitirá que el cuerpo se recupere y sane por sí solo, a su propio ritmo.

Cómo evitar la fiebre muscular

Por simple que parezca, la mejor manera de evitar el dolor muscular de aparici√≥n tard√≠a es principalmente la prevenci√≥n. Es necesario escuchar a nuestro cuerpo y prestar atenci√≥n cuando un ejercicio hace la transici√≥n del estr√©s al dolor. Tambi√©n es importante empezar a entrenar correctamente. Una de las razones por las que aparecen las microfisuras es que las fibras musculares est√°n r√≠gidas antes de comenzar a entrenar. Si no se calientan adecuadamente y realizamos los ejercicios directamente, el estiramiento de las fibras musculares ser√° mucho m√°s dif√≠cil, lo que puede llevar a problemas mucho m√°s graves que las microfisuras que aparecen durante la fiebre muscular. La fiebre muscular no es algo malo, especialmente cuando puede servir de est√≠mulo en un programa de entrenamiento, porque a la gente le gustan los resultados inmediatos. Toda la investigaci√≥n respalda los beneficios de la actividad. Ya sea correr, caminar, jugar f√ļtbol, ‚Äč‚Äčnadar o levantar pesas, todas estas actividades son buenas para la salud cardiovascular, articular y general. Pero los estudios tambi√©n apuntan a cambios repentinos en el volumen y la intensidad del deporte, ya que las transiciones repentinas pueden causar estancamiento o lesiones.

Use las flechas izquierda / derecha para navegar por la presentación de diapositivas, o deslice el dedo hacia la izquierda / derecha si está usando un dispositivo móvil