C├│mo el deporte influye en la migra├▒a – Anuntiomatic

La migra├▒a es generalmente un dolor de cabeza severo que se siente como un dolor punzante en un lado de la cabeza (unilateral) que puede ir acompa├▒ado de una mayor sensibilidad a la luz y el sonido. Este es un problema de salud com├║n que afecta a 1 de cada 5 mujeres y 1 de cada 15 hombres. Aunque el ejercicio de alta intensidad a veces puede desencadenar ataques de migra├▒a, existe evidencia concreta de que el ejercicio moderado y regular puede reducir tanto la frecuencia como la intensidad de las migra├▒as.

┬┐C├│mo desencadena el ejercicio la migra├▒a?

En la literatura cient├şfica, existe una respuesta mixta con respecto al impacto del ejercicio en los ataques de migra├▒a. Hasta hace poco, el deporte se consideraba un desencadenante de dolores de cabeza, pero estudios recientes han demostrado que esto solo ocurre en determinadas circunstancias:

  • Un inicio repentino de un programa de entrenamiento sin una planificaci├│n adecuada puede causar migra├▒as debido a un fuerte aumento en la demanda de ox├şgeno en el cuerpo.
  • Entrenar con el est├│mago vac├şo puede provocar una ca├şda repentina del az├║car en sangre, lo que puede provocar migra├▒as.
  • Debido a que la temperatura ambiente alta y la presi├│n atmosf├ęrica baja son los desencadenantes de las migra├▒as, el ejercicio en un clima demasiado c├ílido o en altitudes elevadas puede desencadenar este dolor de cabeza severo, en esta situaci├│n llamada dolor de cabeza por ejercicio.
  • Un cambio repentino en el estilo de vida puede desencadenar una migra├▒a si los cambios no se manejan adecuadamente. Por ejemplo, la restricci├│n cal├│rica o la ingesta inadecuada de prote├şnas en condiciones de alto consumo energ├ętico podr├şan precipitar ataques de migra├▒a.

Sin embargo, existe mucha evidencia de que el ejercicio act├║a de manera similar a ciertos medicamentos, sin los efectos secundarios que siguen.

Se sabe que una dosis diaria de ejercicio estimula la liberaci├│n de endorfinas, un analg├ęsico natural que puede ayudar a reducir la intensidad y frecuencia de las migra├▒as. De manera similar, la liberaci├│n inducida por el ejercicio de un antidepresivo natural llamado encefalina ayuda a reducir los niveles de estr├ęs, que es un factor importante en las migra├▒as.

Un estudio controlado y aleatorizado analiz├│ la progresi├│n de la migra├▒a en 91 personas que ten├şan de 2 a 8 episodios de migra├▒a por mes y eran sedentarias. Los cient├şficos dividieron a los participantes en 3 grupos:

  • 30 participantes formaron el grupo que ten├şa como objetivo tratar la migra├▒a con diversas formas de relajaci├│n.
  • 30 personas formaron el grupo activo para observar los efectos del deporte en la migra├▒a
  • 31 personas recibieron tratamiento con topiramato (un antiepil├ęptico, utilizado para tratar algunos tipos de epilepsia y migra├▒as) dos veces al d├şa, y algunos participantes utilizaron la dosis m├íxima permitida.

El per├şodo de evaluaci├│n consisti├│ en un total de 16 semanas.

Los resultados mostraron una reducci├│n de la intensidad de la migra├▒a en un 23,25% en las personas que realizaban actividad f├şsica. En el caso de los participantes que experimentaron diversas formas de relajaci├│n, la incidencia de dolor severo disminuy├│ en un 20,75%, mientras que las personas que recibieron tratamiento farmacol├│gico experimentaron una reducci├│n del 24,25% en el dolor causado por la migra├▒a.

Es importante tener en cuenta que durante los 2 primeros grupos no experimentaron efectos secundarios, en el caso de los usuarios de topiramato hubo 8 participantes que presentaron efectos secundarios de moderados a severos.

Otro estudio reciente fue consistente con la literatura previa sobre los efectos del deporte en la migra├▒a y concluy├│ que, aunque hay poca evidencia de una reducci├│n significativa en la frecuencia o duraci├│n de los ataques de migra├▒a, los estudios indican que puede haber una reducci├│n general en la intensidad de la migra├▒a. dolor debido al ejercicio.

Los cient├şficos recomiendan un calentamiento adecuado y un aumento gradual de la intensidad antes de cambiar a cualquier ejercicio de alta intensidad para reducir las posibilidades de un ataque de migra├▒a. Al comienzo de un entrenamiento, es importante comenzar con ejercicio de baja intensidad. La intensidad se puede aumentar gradualmente si la persona se siente en forma y c├│moda con el cambio.

En conclusi├│n, si te quedaste sin opciones viables para tratar los episodios de migra├▒a, una soluci├│n podr├şa ser incluso el deporte. Y si las migra├▒as causadas por el ejercicio persisten, puede ser ├║til cambiar su actividad deportiva o elegir un ejercicio que no empeore sus s├şntomas. Los ejercicios aer├│bicos, como la caminata r├ípida o los ejercicios de menor intensidad, que tambi├ęn promueven la relajaci├│n, como el yoga, el ciclismo o la nataci├│n ligera, pueden reducir significativamente los s├şntomas y la frecuencia de las migra├▒as.